Usamos cookies para ofrecer nuestros servicios, optimizar la experiencia de uso de nuestra web y analizar los hábitos de navegación de nuestros usuarios con fines de mejora y personalización de nuestros contenidos y publicidad. Puede desactivar las cookies. Al seguir navegando sin hacerlo, autoriza el uso de las mismas. Más información sobre las cookies aquí

Realizamos PCR por 115€, test antigénico y test serólogicos de COVID-19
Nutrición y dietética

Promoción - Nutrición y dietética

Solicita ahora mismo tu cita online

o llamando al teléfono 971 280 000

Cuando llega el verano, es inevitable hablar de dietas para perder rápidamente los kilos de más y conseguir vernos mejor en bañador. En estos casos es fácil caer en la tentación de las “Dietas milagro”, ya que nos prometen una pérdida de peso rápida y eficaz.

Pero, ¿Qué consecuencias tienen las “Dietas Milagro”? ¿Realmente es saludable perder en pocas semanas el peso acumulado durante años? Son preguntas que debemos hacernos antes de hacer este tipo de dietas. Nuestra experiencia nos dice que es mucho más sano y rentable para la salud seguir una dieta variada y equilibrada como puede ser la Dieta Mediterránea junto a un estilo de vida saludable.

En verano, las necesidades de nuestro cuerpo cambian y con ellas nuestra alimentación y rutinas. Por eso es muy importante adaptarnos al entorno veraniego con una alimentación sana y equilibrada para cubrir todas nuestras necesidades.

10 consejos para tu alimentación de verano

1.  Una buena Hidratación. Debes incrementar la ingesta de agua, y de alimentos frescos y ricos en agua y sales minerales. Puedes aprovechar verduras y hortalizas para hacer gazpachos y cremas frías.

2.  Verduras, hortalizas y frutas de temporada. En esta época encontramos gran variedad de frutas y hortalizas, que además de aportarnos vitaminas, minerales, fibra… son muy bajas en calorías. A media mañana y media tarde son buenos momentos para tomar una pieza de fruta fresquita.

3.  Guíate por la Dieta Mediterránea. Puedes seguir el patrón de Dieta Mediterránea todo el año. Utiliza el aceite de oliva virgen extra como grasa principal; modera el consumo de carnes rojas, procesadas y embutidos; aumenta la ingesta de pescado y huevos; consume a diario frutas y verduras de temporada y alimentos procedentes de cereales (especialmente integrales) y legumbres.

4.  Elimina las bebidas azucaradas tales como refrescos, zumos, bebidas alcohólicas, etc. Las puedes substituir por agua, bebidas light o sin azúcar e infusiones.

5.  Controla las cantidades. Es importante moderar las cantidades de comida. Aunque se trate de un alimento sano (frutos secos, legumbres, arroz…) intenta no abusar.

6.  Cocina sencillo. Utiliza técnicas culinarias fáciles y que no aporten muchas calorías. Toma las verduras crudas, en forma de ensalada, trampó, ya que es la mejor forma de aprovechar todas sus vitaminas y minerales.

7.  Come más pescado que carne. Intenta moderar el consumo de carne roja y aumentar la ingesta de pescado. Combina pescado blanco y azul a lo largo de la semana.

8.  Modera el consumo de grasas. Utiliza el Aceite de Oliva Virgen Extra como principal grasa para cocinar y aliñar. Elimina y/o reduce las grasas tipo mantequilla, margarina, nata…

9.  Helados, granizados y dulces, ocasionalmente. Recuerda que este tipo de alimentos no son característicos de una alimentación sana, por lo tanto, no deberían formar parte de nuestra dieta diaria. Aprovecha la fruta para los postres y tentempiés.

10.  Muévete. Es importante realizar 30 minutos de actividad física diaria para mantenerte en forma.

Consulta a nuestros especialistas.

Pide tu cita aquí.

Juaneda, cerca de ti.


SOLICITE INFORMACIÓN


Enviar
* Debe completar todos los campos seguidos de asterisco
Refineria Web - Diseño web, Hosting & Registro de dominios

Diseño web mallorca

Aviso legal.

Política de Cookies

Política de Privacidad

Copyright Juaneda Red Asistencial 2020