Usamos cookies para ofrecer nuestros servicios, optimizar la experiencia de uso de nuestra web y analizar los hábitos de navegación de nuestros usuarios con fines de mejora y personalización de nuestros contenidos y publicidad. Puede desactivar las cookies. Al seguir navegando sin hacerlo, autoriza el uso de las mismas. Más información sobre las cookies aquí

Policlínica Virgen de Gracia extrae cálculos biliares con una técnica mínimamente invasiva por primera vez en Menorca
El cirujano Alberto Gil Iriondo de Policlínica Virgen de Gracia de Menorca.

Policlínica Virgen de Gracia extrae cálculos biliares con una técnica mínimamente invasiva por primera vez en Menorca

Esta técnica goza de grandes ventajas para el paciente ya que reduce su estancia hospitalaria, minimiza el dolor y permite una rápida incorporación a la vida laboral

La Policlínica Virgen de Gracia de Red Asistencial Juaneda ha realizado con éxito la primera intervención en Menorca de cirugía de la vesícula biliar mediante la técnica NOTES. Este procedimiento es un paso más en la cirugía mínimamente invasiva y es considerado como uno de los exponentes de la cirugía puntera a nivel internacional. 

La operación la han realizado los doctores Alberto Gil Iriondo y Alejandro Fernández Alonso, cirujanos de la Unidad de Cirugía Avanzada de La Policlínica Virgen de Gracia de Menorca, asistidos por el equipo anestesiológico y de enfermería del centro. Esta intervención se ha realizado mediante la técnica NOTES (Natural Orifice Transluminal Endoscopio Surgery) que es una técnica quirúrgica que se realiza aprovechando los orificios naturales del cuerpo para intervenir órganos de difícil acceso.

El uso de esta técnica ofrece importantes ventajas para los pacientes  ya que al ser cirugía sin abrir, disminuye el dolor postoperatorio y el tiempo de recuperación. Además al evitar cicatrices, mejora el resultado estético de la intervención.  Tras la operación, el paciente ve reducida su estancia hospitalaria y puede incorporarse más rápidamente a su actividad cotidiana.

Esta primera intervención consistió en una cirugía abdominal endoscópica transluminal a través de orificios naturales. El Dr. Gil explica: “La intervención responde a los postulados de la cirugía no invasiva, que pretende desarrollar la cirugía a través de los orificios naturales del cuerpo, como la boca o la vagina"

En este caso se realizó una extracción de cálculos en la vesícula(colelitiasis), una de las operaciones más frecuentes en cirugía general, ya que se cifra en un 20% la población que desarrollará cálculos biliares a lo largo de su vida. En palabras del Dr. Gil: “se trata de la extirpación de la vesícula biliar, que contiene piedras (litiasis). Estas piedras son las que produjeron dos episodios de pancreatitis (inflamación del páncreas) en la paciente, por la que estuvo ingresada en un centro con anterioridad. Las piedras, al salir por los conductos biliares, posiblemente obstruyeron la salida del conducto pancreático, ya que la vía final de ambos conductos es habitualmente  común y produjeron un aumento de la presión de salida del jugo pancreático, resultando en una inflamación del páncreas.”

El equipo de cirujanos optó por la técnica híbrida, una variante del procedimiento NOTES, el Dr. Gil subraya: “consiste en introducir la cámara por la pared abdominal, en este caso el ombligo. Es más sencillo y evita el uso de un endoscopio flexible a través del la vagina. La intervención se realiza en equipo y de ella participan dos especialistas. Mientras el cirujano ayudante sujeta la cámara desde un costado, el cirujano principal opera a través de la vagina. Desde ese acceso se trabaja y se procede a la extracción de la vesícula. En este caso se empleó un laparoscopio rígido, una cámara de vídeo de alta definición armada dentro de un tubo rígido de 12 mm de diámetro, que posee una fuente de luz propia”. Finalmente, esta intervención pionera en la isla de Menorca resultó todo un éxito.

Para el cirujano Gil: “La videolaparoscopia ha supuesto una formidable revolución en la cirugía  permitiendo acortar la estancia postoperatoria, minimizar el dolor y disminuir las complicaciones quirúrgicas, facilitando notablemente la recuperación del paciente. Al realizar un abordaje muy selectivo y preciso de las estructuras enfermas sin acceder manualmente a ellas, a través de pequeños orificios practicados en el abdomen se introduce el instrumental quirúrgico y un sistema óptico de gran resolución que permite la visualización de los órganos y sus patologías”.

Esta intervención confirma que Red Asistencial Juaneda está entre los centros más punteros españoles en el tratamiento de enfermedades, gracias a la tecnología y la alta especialización de los profesionales de los que dispone.

Fundada en 1917 y con sede en Mallorca, es la primera red hospitalaria privada de Baleares. Tras la incorporación de Policlínica Miramar, Juaneda cuenta ya con una red de cinco hospitales, dos de ellos en Palma de Mallorca y otro tantos en Muro, Ciudadella y Mahón, así como 50 centros sanitarios extra hospitalarios establecidos en Mallorca y Menorca. En este ejercicio, además de la Policlínica Miramar, Juaneda ha incorporado también un centro de reproducción asistida en Palma y un policlínico en Santa Ponça.

En la actualidad, Juaneda gestiona un total de 414 camas, 36 camas de UCI, 27 quirófanos y 160 consultas externas. En 2012, la compañía registró 71.000 estancias clínicas, 31.000 intervenciones quirúrgicas, 900 partos y 180.000 urgencias. Para 2014 y 2015, tiene previsto continuar con su plan de expansión que contempla la apertura de dos nuevos hospitales en Manacor y Cala Millor.


Refineria Web - Diseño web, Hosting & Registro de dominios

Diseño web mallorca

Aviso legal.

Política de Cookies

Política de Privacidad

Copyright Juaneda Red Asistencial 2019