Usamos cookies para ofrecer nuestros servicios, optimizar la experiencia de uso de nuestra web y analizar los hábitos de navegación de nuestros usuarios con fines de mejora y personalización de nuestros contenidos y publicidad. Puede desactivar las cookies. Al seguir navegando sin hacerlo, autoriza el uso de las mismas. Más información sobre las cookies aquí

Preparación para la llegada de la primera ola de calor
Clínica Juaneda

Preparación para la llegada de la primera ola de calor

La primera (y temida) ola de calor ya se ha instalado en los termómetros de toda España e incluso varios puntos de Europa.

Una masa tropical continental procedente del norte de África recorre todo el país y ha dejado bochorno, humedad y casi 40 grados en muchos puntos de la Mallorca.

Salir a la calle en las horas centrales del día se ha convertido en un reto complicado para muchos y desde Juaneda Hospitals nos gustaría prevenir posibles golpes de calor, es decir, prevenir la elevación de la temperatura corporal que puede llegar a causar daños multiorgánicos e incluso la muerte.

La Dra. Liliana Calderón, coordinadora del servicio de Urgencias de Clínica Juaneda, nos explica una serie de puntos que nos ayudarán a prevenir los días de calor extremo.

Es muy importante saber que, gracias a los mecanismos fisiológicos de producción y conservación del calor y a los encargados de eliminarlo (los pulmones hiperventilando o la piel sudando), la temperatura corporal se mantiene dentro de unos valores que prácticamente no varían.

El problema llega cuando los mecanismos de autorregulación térmicos notan que algo no funciona y se manifiestan los primeros síntomas: mareos, calambres e incluso pérdidas de conocimiento.

Sin embargo, el golpe de calor aparece cuando el cuerpo supera los 40 grados y se desencadena un fallo multiorgánico: el riñón deja de funcionar con normalidad, el cerebro no recibe los nutrientes necesarios, etc.

Es muy importante que, sobre todo a través de la hidratación, logremos mantener el cuerpo por debajo de esa temperatura.

¿Quiénes son los mayores afectados?

Las personas más sensibles a las altas temperaturas se podrían dividir en diferentes grupos:

1.  Niños menores de 6 años y personas mayores de 65.

Sus mecanismos para regular la temperatura corporal no son tan eficientes como a otras edades y la ausencia de hidratación puede llegar a desencadenar en estados de apatía e incluso en un coma.

2.  Jóvenes que practican deporte en las horas de más calor y no utilizan la ropa adecuada.

3.  Enfermos crónicos con diabetes o epilepsia, embarazadas, pacientes cardíacos o enfermos con algún tipo de discapacidad.

Hay que tener mucho cuidado en las primeras horas de la ola de calor ya que nuestro organismo tarda unas 48 horas en adaptarse a los cambios de temperatura.

¿Qué hacer para evitar los golpes de calor?

- Beber mucho líquido. A ser posible, bebidas isotónicas, ya que la bajada de sodio puede ser un problema.

- Evitar llevar a cabo actividades físicas en las horas centrales del día que suelen ser las más calurosas (entre las 12 y las 17 horas).

- Llevar la ropa holgada que permita la transpiración para hacer deporte.

- Estar pendientes de las personas mayores y de los niños y conseguir que se hidraten con asiduidad.

- Intentar adaptar los horarios a las necesidades de nuestro sistema fisiológico.

- Y, una de las más importantes, aplicar el sentido común.

Juaneda, cerca de ti.


Refineria Web - Diseño web, Hosting & Registro de dominios

Diseño web mallorca

Aviso legal.

Política de Cookies

Política de Privacidad

Copyright Juaneda Red Asistencial 2019